Ambas sedes
Del 28.08.15 al 10.11.15

Sin carne

Cava, Hugo

Una idea: parrillas, carbones, fuego, chispas, humo, tierra, ¿y la carne? Una patria de parrillas sin carne. Prender y apagar el fuego, imprimir y volver a imprimir, los rituales se van sumando. Litografías, offsets y un dibujo en la pared de la sala.

Obra gráfica

Foto de sala
Foto de sala
Hugo Cava dialogando con los visitantes

"El proceso es largo y lleno de cruces técnicos: dibujar, imprimir, fotocopiar, transferir y volver a imprimir. La imagen se deteriora en cada paso y, por suerte, se enriquece. Las piedras litográficas pesan, se frotan, se mojan, descansan, se presionan, se imprimen, se gastan. Hay una idea, parrillas, carbones, fuego, chispas, humo, tierra, ¿y la carne? Una patria de parrillas sin carne. Prender y apagar el fuego, imprimir y volver a imprimir, los rituales se van sumando. ¿Y la carne? El resultado: ocho litografías, dos offsets y un dibujo en la pared".

Hugo Cava
 

La imagen como documento de uso

Desde los orígenes de la nación la ganadería, la pampa y el asado construyeron mitos de origen y conformaron tradiciones. Hay una afirmación que se consolida cuanto más nos alejamos: el asado es argentino. Sin embargo, estas imágenes ausentan el símbolo con una parrilla sin carne y un fuego que arde estéril deshaciéndose en la segregación de su existencia.

Las litografías intentan documentar de manera precisa un territoriopor el cual cada dibujo transita. La imagen revela su mecanismo en tensión con lo reproducible y despliega la complejidad de abordar un símbolo patrio en un soporte que se muestra en la superposición de técnicas, en el procedimiento errante.

La evocación de efigies heredadas a través de la práctica ritual y la reunión en torno al fuego son formas de la transformación y lo contingente, de lo arcaico y lo presente. Porque en el proceso de extinción del carbón éste se muestra como grafía, se transforma en la materialidad real que dibuja su propio soporte; nuevamente se anuncia un vestigio primitivo, como si alguien, insistente, habitara la exploración de un origen.

Sumergido en las imágenes del campo, el esbozo ambiguo entre parrilla y rancho enseña la representación de la patria sin carne. Si se articula la narratividad en una parrilla encendida y su fuego agotándose, el proceso agudiza la búsqueda de su refugio. Allí tropezamos con el desgaste, su velo y su tiempo, tal vez el procedimiento sea la forma del destierro.

Clarisa Appendino

 

Hugo Cava (Rosario, 1960) es graduado de la Escuela de Bellas Artes de la UNR. Formó parte del Grupo Rozarte hasta su disolución en 1997. Es docente y gestor cultural. Participó de numerosas muestras colectivas y las siguientes muestras individuales: “Calendario sin onces”, Portugal, 2006; “Diarios Ciegos”, Rosario 2006; “Domingo”, Rosario, 2001, “Podría Parecer lo Contrario”, Rosario, 1998.
Entre los reconocimientos recibidos figuran: Beca para Artistas UNESCO-Aschberg (2003-2004), la Beca del Fondo Nacional de las Artes para Artistas del Interior (1998) y el Subsidio a la creación de la Fundación Antorchas (1997). Su obra forma parte de colecciones privadas y de la colección de Arte Contemporáneo Castagnino+macro.